martes, 3 de julio de 2012

Juventud y buen fútbol

El Real Madrid Castilla consiguió la campaña pasada no solamente ascender a la Liga Adelante sino proclamarse campeón de la Segunda División B tras imponerse con relativa facilidad al Cádiz y al Mirandés. La idea principal del filial es mantener el bloque que le ha dado tan buenos resultados la pasada tempordada.

No obstante, ya se ha reforzado con 3 incorporaciones. Mateos, de 25 años, aporta la experiencia que Toril desea en su línea defensiva, tras su paso por el Zaragoza y el AEK Atenas. Otra es la de Quini, el ex del Lucena que milita en el grupo IV de la Segunda División B, un jugador muy rápido y dinámico, trabajador, y que llega en numerosas ocasiones a línea de fondo. A todo ello se suma un gran olfato goleador. Y la última incorporación hasta ahora es la de Javier Acuña, que vuelve al filial tras su cesión en el Girona.

En principio, el objetivo sera la permanencia en la categoría, aunque si consiguen retener a hombres de la talla de Morata, Joselu, Álex Fernández, entre otros, a buen seguro no pasará apuros para salvar la categoría desplegando fútbol de muchos quilates.