viernes, 19 de abril de 2013

La unión, vía a la permanencia

De partida, repetir la consecución del playoff era la meta marcada. La inestabilidad institucional del Hércules y la suma de 4/24 puntos en las primeras 8 jornadas suponían un indicio evidente de la temporada tan complicada que iba a tener el club alicantino. El mercado invernal fue una baza muy importante con las incorporaciones de Cortés, Pamarot, Paglialunga, Redondo, Javito y Nacho González. Con el equipo en puestos de descenso, restan 8 jornadas para revertir la situación. La afición ya se ha volcado con la plantilla, dejando a un margen el marco extradeportivo sabedores de lo fatal que puede llegar a ser un descenso a Segunda División B.

El esquema habitual del Hércules de Quique Hernández es un 1-4-2-3-1, con un doble pivote muy marcado (viene siendo Escassi-Paglialunga) bajo la tarea del equilibrio defensivo y las coberturas constantes. Los cuatro más adelantados tienen aptitudes diferenciadoras, jugadores capaces de resolver el partido en un sólo lance.  Braulio, Edu Bedia, Redondo/Sardinero/Javito, de mediapuntas, y Portillo, como referencia, podrían ser los elegidos.



Solidez defensiva


Es el ingrediente más destacado de este "nuevo" Hércules. Solidaridad y entrega de cada uno de los once que estén sobre tapete. Además, Falcón ha vuelto a su mejor nivel. Ya es ese portero que fue fundamental en la consecución del playoff la campaña pasada. Rápido, ágil y con paradas que han salvado puntos a los alicantinos. Como fondo, el Hércules ha encajado un único tanto en los últimos cuatro encuentros.

El acompañante de Cabrera


Problema de urgencia. Con la incorporación invernal del francés Noé Pamarot, Quique Hernández había encontrado la solvencia en la pareja Pamarot-Cabrera. Dos perfiles, uno diestro y otro zurdo, en una mezcla de experiencia y juventud. El técnico valenciano debe encontrar soluciones y existen varias vías. La reconversión de Escassi a central (no es novedoso para él) introduciendo a Rivas o Bedia en el mediocentro junto a Paglialunga sería la mejor noticia para el Córdoba, pues el inamovible doble pivote Escassi-Paglialunga se vería alterado. Otra puede ser la entrada de Juanra como central derecho, repitiendo así la pareja que saltó al Nuevo Arcángel en noviembre. Y como opción menos probable, la entrada de Paco Peña como central a fin de dar continuidad en el lateral izquierdo al canterano Sellés.

La revalidación de Portillo


Con el paréntesis del pásado curso en la UD Las Palmas, es su tercer año en tierras alicantinas. Su fichaje de esta temporada por el Hércules fue muy criticado, achacándolo a motivos extradeportivos. A pesar de ello, los números de Portillo están siendo notables. 13 son las dianas que lleva hasta el momento, situándose entre los diez máximos goleadores de la categoría. Ha perdido la explosividad y el cambio de ritmo que marcaba diferencias, pero es una amenaza constante cerca del área. No obstante, no pasa por el mejor momento de forma ya que en las últimas 11 jornadas solamente ha anotado 1 gol.


Lo mejor


El Hércules se ha sacudido la presión extra que significaba jugar en el Rico Pérez. Ha sumado 14/21 en los últimos 7 partidos como local.

Lo peor


Muchos jugadores (Edu Bedia, Gilvan, Sergio, Javito y Nacho González)  recién salidos de lesión. Más que posible falta de ritmo en un momento trascendental.